Riesgos de la cirugía de hernia discal


Riesgos de la cirugía de hernia discal

La hernia discal es una afección bastante común entre la población. Esta ocurre cuando un disco intervertebral de la columna vertebral se sale de su lugar original y comprime los nervios cercanos. La cirugía de hernia discal es una de las opciones de tratamiento que se ofrece para aquellos pacientes que no mejoran con los tratamientos conservadores, como la fisioterapia y los analgésicos.

Riesgos asociados con la cirugía de hernia discal

  • Infección: Toda cirugía conlleva a un riesgo de infección, aunque se tomen todas las medidas para prevenirla.
  • Sangrado: La cirugía también puede causar sangrado anormal durante o después del procedimiento.
  • Lesión nerviosa: Aunque rara, puede ocurrir una lesión en los nervios de la columna vertebral durante la cirugía
  • Dolor: Puede haber dolor en la zona de la incisión durante la recuperación.
  • Hematoma: Puede formarse un hematoma (acumulación de sangre) en la zona de la incisión.

Además de estos riesgos inherentes a toda cirugía, existen algunos riesgos específicos de la cirugía de hernia discal. Uno de los más importantes es la posibilidad de dañar la médula espinal. Esto puede ocurrir si el cirujano trabajando cerca de la médula espinal accidentalmente la toca o lesiona. Si bien es raro este problema, puede suceder y eso puede generar problemas a largo plazo para el paciente.

¿Cómo minimizar los riesgos?

Hay algunas medidas que los pacientes pueden tomar antes de someterse a la cirugía para ayudar a minimizar los riesgos. Primero, es importante seguir todas las instrucciones del cirujano en cuanto a la preparación previa a la cirugía. Realizar todos los exámenes necesarios y hacer preguntas para aclarar cualquier duda. También es importante informar al cirujano de cualquier medicamento (incluso suplementos y hierbas) que esté tomando.

¿Has visto esto?  Cirugias paloma san basilio edad

La elección del cirujano es también un factor a tener en cuenta. Al seleccionar un especialista para la cirugía, es importante evaluar sus credenciales y revisar sus antecedentes médicos. Además, el paciente debe estar cómodo con el cirujano y sentir que puede confiar en él o ella para realizar la cirugía.

Conclusión

La cirugía de hernia discal es una opción válida para aquellos pacientes que no han mejorado con otros tratamientos, pero también conlleva ciertos riesgos. Afortunadamente, estos riesgos se pueden minimizar al seguir las recomendaciones de los profesionales médicos y al informarse sobre el proceso de la cirugía.


Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad